“Todos somos culpables”, la visión de Monica Lewinsky sobre el juicio de Johnny Depp y Amber Heard


El jurado que atiende el pleito por difamación entre Johnny Depp y Amber Heard, que se desarrolla en Fairfax, cerca de Washington DC, reanudó sus deliberaciones el martes (AFP)

 

Mientras se espera el veredicto final del caso por difamación entre Johnny Depp y su ex esposa Amber Heard, Monica Lewinsky ofreció su opinión sobre el mediático juicio en una columna que escribió para la revista Vanity Fair.

Por Infobae

“A menos que sea un troglodita, ha estado expuesto a algo sobre el juicio de Depp v. Heard en las últimas semanas. Hoy en día, la mayoría de nosotros consumimos chismes, noticias y noticias de entretenimiento de una manera totalmente diferente a como lo hacíamos en el pasado”, escribió Lewinsky, quien en la década de los noventa protagonizó un escándalo mediático por su affaire con el entonces presidente estadounidense Bill Clinton.

“En lugar de ver la cobertura en tiempo real (sí, John C. Depp, II v. Amber Laura Heard ha estado disponible en el sitio web de Court TV y a través de una transmisión en vivo en YouTube), hemos visto el juicio en Instagram, Twitter y Facebook; a través de memes, videoclips y TikTok. Nuestro consumo, por lo tanto, ha tendido a ser sesgado, curado y superficial”, continúo.

“Es más, nos hemos vuelto tan sintonizados con este estrecho y cínico ciclo de encuentros en las redes sociales que consideramos que el juicio no es trágico ni patético, sino un puro accidente automovilístico: accesible, de mal gusto e inmediatamente gratificante. Prescindimos del pensamiento crítico y lo sustituimos por la emoción barata. Tal consumo disperso no ha permitido una comprensión real. En cambio, solo experimentamos aprensión, indignación instintiva y excitación”, opinó.

Veredicto de Monica Lewinsky sobre el juicio de Johnny Depp y Amber Heard: Todos somos culpables ()

 

No me sorprendió que los memes sobre Amber Heard superaran con creces a los de Johnny Depp. No me sorprendió que el discurso cruel y mordaz estuviera dirigido predominantemente a la mujer”, se explayó Lewinsky en su columna.

“Este espectáculo legal sería bastante triste si solo afectara la vida personal de Depp, Heard y sus seres queridos. Sería lo suficientemente triste incluso si solo consideráramos cómo ha impactado a los sobrevivientes de violencia doméstica o a aquellos que han buscado fortaleza en el movimiento #MeToo. Sin embargo, son las implicaciones más amplias para nuestra cultura las que más me preocupan: las formas en que hemos avivado las llamas de la misoginia y, por separado, el circo de las celebridades”, añadió.

“No se trata solo de los dos individuos y cómo te sientes acerca de ellos o esta situación; es el daño colateral cultural. Ciertamente no estoy aquí para decirte que no veas el veredicto o no tener una opinión. Pero, ¿qué es demasiado? ¿Qué se define como “demasiado lejos”? Como hemos visto desarrollarse esta historia, ¿a qué nos da derecho nuestra opinión? ¿Nos da derecho a decir a quién le “creemos”? ¿Para reafirmar los hechos seleccionados a los que nos hemos aferrado y que nos han llevado, como jurados virtuales, a “sentirlo en nuestros huesos”? ¿Nos da derecho a ser crueles? No estoy hablando de la libertad de expresión. Me refiero a que los participantes de las redes sociales reconozcan que también son parte de una sociedad de seres humanos. ¿Nuestra opinión sobre este caso nos da derecho a sentirnos tan superiores, o inferiores, que podemos crear un meme o un TikTok o un tuit diciendo algo que haga que otras personas se rían de alguien que ya está sufriendo? ¿Tenemos un “derecho” a obtener golpes de dopamina, o dinero, de nuestra cantidad de seguidores, retuits o clics?”, agregó.

“No importa a quién favorezca el veredicto del jurado, ya sea a la acusada Heard o el demandante Depp, todos somos culpables”, concluyó.